Sans-serif

Aa

Serif

Aa

Font size

+ -

Line height

+ -
Light
Dark
Sepia

Alergias e intolerancias alimentarias

Cada año, miles de personas presentan reacciones alérgicas a los alimentos. Aunque es más común en niños pequeños y en personas que tienen antecedentes familiares, la mayoría de las alergias alimentarias se desarrollan en etapas tempranas de la vida y muchas de ellas se superan.
Las alergias alimentarias ocurren cuando el sistema inmunológico reacciona a una sustancia presente en un alimento, generalmente una proteína, y el cuerpo la reconoce como dañina. Esto desencadena una reacción en cadena dentro de su cuerpo. Los síntomas pueden ocurrir en cuestión de minutos y pueden ser leves (como una congestión nasal o picazón en los ojos) hasta graves, que incluso pueden poner en peligro la vida.

Una intolerancia a los alimentos no es lo mismo que una alergia a los alimentos. Diferentes intolerancias alimentarias tienen diferentes causas. Una intolerancia ocurre cuando su cuerpo es incapaz de digerir un determinado componente de un alimento, como la lactosa, un azúcar que se encuentra en la leche. Los síntomas de intolerancia pueden ser desagradables, incluyendo cólicos abdominales o diarrea, pero no son potencialmente mortales.

Se sabe que más de 170 alimentos causan alergias alimentarias. Pero los más comunes son:

  • Leche
  • Huevo
  • Maní
  • Nueces
  • Pescado
  • Mariscos
  • Soja
  • Trigo


Comer bien con alergias e intolerancias alimentarias

Las personas con alergias o intolerancias alimentarias deben evitar los alimentos que los enferman. Sin embargo, investigar los ingredientes de cada menú y preparación, puede ser difícil. Los alimentos que provocan alergias muchas veces se preparan en las mismas superficies o con los mismos utensilios que los ingredientes que no causan alergia. A través del contacto cruzado, un alérgeno alimentario puede deslizarse hacia lo que de lo contrario podría ser un alimento seguro.
Si tienes una alergia o intolerancia a los alimentos, asegúrate de hablar con quién está preparando tu comida para informarles de tu alergia y pedirles que tengan especial cuidado al momento de prepararla.

Sigue estos consejos si tienes alergia o intolerancia a ciertos alimentos:

 

  1. Ten una consulta con un nutricionista. Seguro pueda ayudarte a entender qué alimentos son seguros para comer y la mejor manera de evitar los que pueden causarte una reacción. Cuando se eliminan alimentos de nuestra dieta es muy probable que estemos dejando de lado vitaminas y minerales importantes. Un nutricionista puede ayudarte a obtener una adecuada nutrición sin la falta de ningún nutriente para llevar a cabo una vida sana y activa.
  2. Aprende sobre los ingredientes en los alimentos. Los huevos, el trigo, la leche y otros alimentos que causan alergias a menudo son llamados por otros nombres. Para ayudar a evitar los alérgenos, es importante aprender a leer las etiquetas de los alimentos, y los posibles “nombres” que se utilizan para nombrar algunos alimentos.
  3. Lea cuidadosamente las etiquetas. Los fabricantes pueden cambiar los ingredientes de los productos sin previo aviso, así que comprueba las etiquetas de los ingredientes cada vez que compres un alimento. Cosméticos y productos de belleza también pueden contener alérgenos comunes como leche, huevo, trigo y nueces.
  4. Si son tus hijos quienes presentan alergia o intolerancia, asegúrate de que los maestros, la enfermera y los administradores de la escuela o guardería estén al tanto de las alergias alimentarias que presentan y que sepan cómo responder a las reacciones adversas que pueda experimentar. Del mismo modo para ti, informa a tus compañeros de trabajo de las alergias que tienes. Algunas personas están familiarizadas con las alergias alimentarias y saben qué hacer si una persona tiene una reacción; Otros no, y puede que necesiten de tu ayuda para saber cómo proceder en caso de que presentes una reacción, enséñales que deben y que no deben hacer.